Skip to content

Leer en voz alta y los derechos de autor

febrero 12, 2009

Kindle 2 es el nuevo libro electrónico de Amazon, y entre las novedades que trae se encuentra la posibilidad de convertir textos escritos a voz. Paul Aitken, director de una sociedad de autores de EEUU, se ha encargado de recordar a Amazon que su dispositivo no posee los derechos para leer en voz alta, es decir, para reproducir archivos de sonido.

¿Qué opinarán, entonces, estos autores encargados de gestionar los derechos de otros autores, si él o los encargados de leer en voz alta son otras personas en vez de un dispositivo electrónico?

Personalmente, si fuese autor me gustaría que mi obra (libros, música o lo que sea) llegase a la mayor cantidad de personas posible, aunque no hayan pagado por el libro o el Cd físico. Pero puedo entender que existan autores a los que no les guste que sus obras puedan ser leídas en voz alta o que sus canciones se reproduzcan ante más de una persona, es decir, que su contenido llegue a más personas de las que han pagado por ella. El problema es que una vez que has lanzado tu obra a la calle cómo controlas que las demás personas no reproduzcan su contenido ante otra. ¿Se puede prohibir, acaso, poner música en una fiesta en tu casa con amigos? ¿O reproducir un Cd en un coche con más de un pasajero o en una tienda en la que entran clientes? Y centrándonos en los libros, ¿es posible impedir que un padre lea un cuento a sus hijos, o que un profesor mande leer a un alumno un texto ante sus compañeros de clase?

Otra cosa es que el encargado de reproducir la obra en cuestión se esté lucrando por ello, entonces, sí reconocería el derecho del autor, si quiere, a pedir algo a cambio.

Anuncios
17 comentarios leave one →
  1. febrero 12, 2009 8:47 pm

    Hombre, si a algún autor le preocupa no vender un libro a esos “gorrones” que escuchan agazapados, en el metro o en el autobús, a la de al lado, cinco páginas de un libro de 300… vaya.
    Y lo normal es que se pongo uno los cascos, digo yo, como con la música… a no ser que nos convirtamos todos a la costumbre de algunos (hay de todo, desde ecuatorianos adolescentes a nativas y nativos de estética muy cuestionable) de poner a todo volumen nuestros móviles con mp3.
    Es una polémica absurda. Siendo coherentes, la SGAE debería perseguir al FNAC por mantener su sala de lectura donde muchos van casi a diario a leer como si de una biblioteca se tratara, sin comprar el libro en cuestión… pero claro, FNAC es sinónimo de cultura, progresismo y demás… es parte del sindicato, o de la mafia…

  2. Galileo permalink
    febrero 12, 2009 10:11 pm

    Los libros electrónicos son el futuro. Además, así la ex-ministra apretujillos podrá justificar sus minipisos, no son necesarias estanterías. 🙂

  3. febrero 12, 2009 10:59 pm

    Derechos de autor… buen tema, sabeis que es mi preferido. 😀

    “Personalmente, si fuese autor me gustaría que mi obra (libros, música o lo que sea) llegase a la mayor cantidad de personas posible”

    Eso suena muy poético. Pero ningún autor piensa eso, si vive de crear. Es como si dices “si fuera arquitecto me gustaría que la mayor cantidad de gente posible viviese en casas diseñadas por mi, aunque yo no cobrase un duro” o “si fuera programador lo que me gustaría es que todo el mundo jugase con mi videojuego, aunque el 90% se lo bajasen pirateado de internet”.

    La música que pones en tu casa en una fiesta, la del coche, el cuento que lee el padre al hijo, o lo que se lee en un aula, forman parte de los derechos de utilización del adquiriente. La SGAE, ni ninguna sociedad de gestión, perseguirá JAMÁS semejantes usos, porque son usos privados donde el comprador del libro o CD no se lucra a partir de ese bien adquirido.

    liberand, quizás te disguste saberlo, pero en tu post compartes al dedillo los postulados de la SGAE: “Otra cosa es que el encargado de reproducir la obra en cuestión se esté lucrando por ello, entonces, sí reconocería el derecho del autor, si quiere, a pedir algo a cambio”. A eso se dedican las sociedades de gestión aunque, especialmente desde la explosión tecnológica, es una tarea compleja que da lugar a no pocos excesos por su parte, todo sea dicho.

    YSH: hombre, con lo del FNAC te has pasado un poco me parece. Esa sala de lectura forma parte del negocio, y esa empresa vende mucho más que otras del sector precisamente gracias a su política (en el extrangero, no se concibe una librería sin su sala de lectura; en España, va llegando el concepto). Es como si me dices que, en una tienda de colchones, no te permitan probarlos. No hay que exagerar.

    Saludos de autor,
    Copyright

  4. liberand permalink
    febrero 12, 2009 11:53 pm

    Si voy a ganar más dinero gracias a los beneficios reportados por otros actos que van a verse aumentados por una mayor difusión de mi obra, desde luego que prefiero que no se pague un duro por mi cd. De hecho, lo que se lleva un cantante por cd vendido es bastante poca cosa, se gana más con los conciertos.

    El que haya autores que se quieran asociar para gestionar sus derechos, me parece bien, pero que sean de pertenencia voluntaria y que se dediquen a gestionar los derechos de SUS asociados, no de todos los autores. Y por otro lado, no se como funcionaran las entidades de gestión en el extranjero, pero aquí la SGAE está cobrando un impuesto por cada mp3 comprado (entre otras cosas), no creo eso tenga algo que ver con la última frase que he escrito en el post, yo he hablado de lucro (no existe lucro en que yo me compre un cd virgen) y he añadido la clausula “si quiere”.

  5. febrero 13, 2009 12:48 am

    “lo que se lleva un cantante por cd vendido es bastante poca cosa, se gana más con los conciertos”.

    liberand, soy músico, desde hace muchos años, y te aseguro que esa afirmación, por más que esté en boca de mucha gente, no es cierta en absoluto. Ganan más con los conciertos los grandes peces gordos, que cobran millonadas injustificables por un concierto en el que luego la entrada se pone a 50€ mínimo. Conciertos, por cierto, pagados por las Administraciones públicas y que arroja, inexcusablemente, un saldo deficitario (y por tanto, deberían ser primer objeto de crítica en este blog liberal).

    Y las grandes discográficas probablemente también ganan más con las giras de los dinosaurios de la música. Pero el músico de “clase media” de donde sacaba para realmente ir ganando algo de dinero (y no hablo “vivir de”, sino simplemente “ganar algo de dinero” que te permitía amortizar los gastos de mantenimiento de instrumental, etc) era de la venta de las grabaciones discográficas de su música. Es así, te lo garantizo. Y desde que se ha devaluado el valor del “disco” como objeto, esa clase media es la gran perjudicada. Alejandro Sanz, U2, y las grandes empresas que los respaldan, están ENCANTADOS con internet, iPods, y demás avances. Ellos saben que siempre tendrán la sartén por el mango.

  6. febrero 13, 2009 12:56 am

    Disculpa, me olvidaba del lucro:

    Si te compras un DVD virgen y copias en él las 4 temporadas de Lost, vaya que sí estás sacando un beneficio.
    Y si perteneces al exiguo 2% (porcentaje de CDs y DVDs comprados con motivos profesionales) lo que debes hacer es PEDIR FACTURA, deducirlo como gasto laboral, y asegurarte que la asociación profesional de tu sector te garantiza el derecho a deducción del canon, porque compras tecnología como parte de tu trabajo. Por cierto, eso lo hacen todas las asociaciones profesionales del mundo occidental MENOS las españolas, que están demasiado ocupadas haciendo política contra un canon que se paga en todas partes. Cánones más absurdos pagamos (“gran cilindrada” en la gasolina, aunque tu coche sea un Twingo; y alrededor de medio centenar de cánones en la electricidad de cuyo nombre ni siquiera nos informan).

    La SGAE se pasa mucho de la raya, muchas veces. Pero ello no implica que lo hagan para hacer su trabajo que es, precisamente, defender los derechos económicos de sus asociados. Y no, NO gestionan los derechos de todos los autores, sino solamente los de sus asociados (si realmente te interesa el tema, puedo explicarte cómo se hace, pero creo que ya he excedido el número de palabras que recomienda la educación) 😀

  7. febrero 13, 2009 8:51 am

    “Y si perteneces al exiguo 2% (porcentaje de CDs y DVDs comprados con motivos profesionales) lo que debes hacer es PEDIR FACTURA, deducirlo como gasto laboral, y asegurarte que la asociación profesional de tu sector te garantiza el derecho a deducción del canon, porque compras tecnología como parte de tu trabajo”

    Por favor, dime qué asociación profesional y de qué sector se ocupa, que pueda garantizar en España el derecho a la deducción del canon. Porque no conozco ninguna. Y bien que me vendría… ni la justicia, ni la administración, nadie está exento ni puede exigir en España la devolución del canon. De hecho hay un proyecto de directiva europea para obligar a la exención del canon a determinadas actividades

    Un ejemplo: !! hasta las propias sentencias judiciales en contra del canon tienen que pagar canon a la SGAE por los dvd’s en que se copian las sesiones !!

    http://derecho-internet.org/node/445

  8. liberand permalink
    febrero 13, 2009 9:16 am

    Si me compro DVD virgen y copio en él las 4 temporadas de Lost para después venderlo, sí estoy lucrándome, de lo contrario, no. Además, también puedo comprarme cds para grabar discos o peliculas que ya he comprado previamente, ¿también puedo deducirme el canon en ese caso? Y si la SGAE solo gestiona los derechos de sus asociados, porque no cobra solamente por las veces que se reproducen los temas de sus asociados, entiendo que es un cálculo muy difícil pero creo que se está haciendo un redondeo muy al alza. EL tema me interesa, si me puedes envíar más información, estaré encantado, si es muy largo enviamelo a la dirección de correo que hay arriba en CONTACTA CON NOS.

  9. febrero 13, 2009 10:14 am

    Para el anonimus que firma como Copyright.

    A la afirmación “Personalmente, si fuese autor me gustaría que mi obra (libros, música o lo que sea) llegase a la mayor cantidad de personas posible”, respondes: “Eso suena muy poético. Pero ningún autor piensa eso, si vive de crear”.

    Pues bien, yo no vivo de “crear” (palabra cursi para decir que se dedica a actividades culturales, intelectuales o de, sobre todo, entretenimiento) pero parte de mis ingresos vienen de una actividad que puede ser considerada como tal. Cada semana escribo un artículo y ya soy autor de un libro publicado. Todos ellos llevan, por mi propia inciativa, el siguiente mensaje:

    “Nota: El autor autoriza a todo aquel que quiera hacerlo, incluidas las empresas de press-clipping, a reproducir este artículo, con la condición de que se cite a Libertad Digital como sitio original de publicación. Además, niega a la FAPE o cualquier otra entidad la autoridad para cobrar a las citadas compañías o cualquier otra persona o entidad por dichas reproducciones”.

    Así que te pido que no hables en mi nombre. Y si yo te parezco poca cosa veamos que dijo que un autor de renombre internacional como Jaime Bayly (que sí vive en buena medida de “crear”):

    “Estos semáforos están congestionados de vendedores ambulantes, que piratean, copian ilegalmente los libros y discos que más se venden. Lo cual es un homenaje encubierto al autor”.

    (…)

    “Cuentan –en un informativo– que la policía ha intervenido en casa de unos piratas. Que además para mí no son piratas, son mis amigos y son unos promotores incomprendidos de la cultura, y son unos empresarios. Yo lo defiendo. No son piratas, simplemente están ganándose la vida como mejor pueden. No creo que de chicos cuando les preguntasen “qué quieres ser tú de grande, chaval”… no creo que dijeran “pirata en un semáforo vendiendo libros clandestinos”, ¿verdad?”

    (…)

    “Pues yo lo tomo como un cumplido, como un elogio. Y que me pirateen todo lo que quieran. Yo no los veo como criminales.”

    Por mi parte estoy hasta las narices de los que pretendéis hablar en nombre de absolutamente todos los músicos, cantantes, escritores, actores, directores de cine…

  10. Coup de Bâton permalink
    febrero 13, 2009 10:37 am

    “pero claro, FNAC es sinónimo de cultura, progresismo y demás… es parte del sindicato, o de la mafia…”

    ¿A ti te salen solas estas gilipolleces o necesitas un manual de estilo, macho? vaya percal.

  11. febrero 13, 2009 12:02 pm

    Me sigues?

  12. febrero 13, 2009 1:32 pm

    Por partes.

    Jonsy: “Por favor, dime qué asociación profesional y de qué sector se ocupa…”. En efecto, tienes toda la razón. Como comentaba en mi réplica, las asociaciones profesionales españolas están dedicándose “no se sabe bien a qué” con este tema, mientras otras, europeas y de fuera de Europa, hace tiempo que lo han abordado de lleno. Te recomiendo que vayas a la que te corresponda, y les metas un poco de prisa para que hagan su trabajo.

    liberand: permíteme que me repita e insista en que “Si te compras un DVD virgen y copias en él las 4 temporadas de Lost, vaya que sí estás sacando un beneficio”. No dije LUCRO, dije BENEFICIO. La realidad actual es que la técnica te permite proveerte, de forma casera, de un material que es un producto industrial. Es dfícil, pero si hacemos un esfuerzo por pensar en algo similar en otros campos (immagina, por ejemplo, que con la Termomix se pudiesen hacer medicamentos, con un coste muy inferior al del medicamento en Farmacia) veremos que la legislación, obviamente, está muy obsoleta y no se ajusta a la realidad técnica. Tienes toda la razón, por lo demás. A ver si os mando un breve por vía “interna”. 🙂 (lo de breve es un decir)

    Antonio José: como bien dice usted, “yo no vivo de crear”. Si esa fuente de ingresos fuera su recurso principal, intuyo que tend´ria otra postura bien diferente. No es una palabra cursi, y no es un invento de nadie, es la mejor definición de lo que hacen los arquitectos, los músicos y los ingenieros, entre otros.

    Le recuerdo, por ejemplo, que los grandes impulsores del derecho de autor en la música fueron dos “advenedizos izquierdosos” llamados Frank Joseph Haydn y Wolfgang Amadeus Mozart. Ambos querían que se reconociese como “trabajo” las miles de horas que dedicaban a crear (sí, amigo, crear) música nueva “nunca antes oída”, según sus términos. Otro activista del PSOE llamado Ludwig van Beethoven fue un verdadero batallador para lograr el reconocimiento de sus derechos de impresión, que controlaba con meticulosidad.

    Usted escribe un artículo online. Mi primo y yo lo hacemos en nuestro blog, y sabemos que es fácilmente copiable. Dudo mucho que YSH y liberand esperen vivir de lo que escriben en este blog. Pero no viven de ello, obviamente. Muchos blogs acaban conviertiéndose en libros de pago, igual que muchos columnistas publican “en duro”, con todos los derechos de autor reconocidos. Está usted mezclando una actividad “libre” con una profesión: mi hermana pinta cuadros en su clase de pintura, y no espera venderlos, pero si fuera pintora buscaría proteger su fuente de ingresos.

    En cuanto a Jaime Bayly, no vive “en buena medida” de crear: vive de sus actividades televisivas (muy bien) y de ir por el mundo de habla hispana, gastos pagos, a opinar. Y de todas formas, le recomiendo que compre su último libro para poder comprobar como, en la contracubierta, advierte sobre los derechos de copia del mismo. ¡Qué forma de perder el altruismo! Por cierto, el señor Bayly es asociado de la SGAE para sus derechos de autor en España… Por favor, documéntese.

    Y, sólo para que conste: no pretendo hablar en nombre de nadie más, cada palo aguante de su vela. Y SÍ, es TOTALMENTE CIERTO que la SGAE se EXCEDE en muchas ocasiones de sus derechos, en el desarrollo de su complicada actividad, no he dicho lo contrario. Pero la solución es DENUNCIAR, cuantas veces sea preciso, pues esa es la vía para defender los derechos de los demás. NO HE DEFENDIDO A LA SGAE, simplemente defiendo los derechos de autor y el derecho de alguien a cobrar por su trabajo y dificultar la apropiación gratuita del mismo, siempre que no sea voluntad del autor esa gratuidad.

  13. febrero 13, 2009 2:09 pm

    Estimado Copyright

    Que no viva de ello no significa que no sea una fuente de ingresos para mí. Cuando escribo mis artículos me lo tomo muy en serio, pues lo considero una parte de mi actividad profesional, nada comparable a escribir en un blog, que también lo hago, o pintar cuadros en clase de pintura. De hecho, me llama poderosamente la atención que usted que tanto habla de “crear” sienta tan poco respeto por el trabajo en este terreno que yo hago (modesto pero que me ocupa mi tiempo y esfuerzo) o el que realiza un autor de la importancia de Bayly (que sospecho ocupa un lugar en la literatura mucho más importante que el de usted en la música). Usted me habla de unos señores que, efectivamente son gigantes de la cultura (a años luz de los autodenominados “creadores” que tanto lloran en la actualidad), pero eso no les convierte en grandes sabios en temas que vayan al margen de su actividad principal ni en representantes de nadie que no sean ellos mismos.

    Ya puestos a hablar de grandes nombres de la cultura hablemos de un grupo de gigantes del pensamiento occidental como fue la Escuela de Salamanca. Estos señores se oponían a la entonces incipiente idea de propiedad intelectual, como puede usted leer en este artículo que escribí en su día: http://www.libertaddigital.com/opinion/antonio-jose-chinchetru/cuatro-siglos-de-propiedad-intelectual-44451/

    La llamada propiedad intelectual no existe, es una ficción creada por los estados que además supone un ataque directo a la propiedad del resto de las personas al impedirle usar libremente las cosas de las que son propietarios (folios, ordenadores, cd…).

  14. febrero 13, 2009 2:14 pm

    Otra cosa. Este verano tuve como una de mis actividades profesionales participar en una mesa redonda sobre propiedad intelectual. Esto implicó mucho tiempo (al del propio debate hay que sumale el de dos vuelos de avión y los 45 minutos previos a los mismos desde que se factura, dos traslados a aeropuertos y otros tantos desde esas mismas instalaciones y, por supuesto, todas las horas dedicadas a preparar la intervención) y un cierto esfuerzo. Por supuesto que cobré por ello, pero el dinero recibido en ese momento es lo que me gané. Si alguien hubiera registrado mi intervención en vídeo y la ubiera distribuido por internet no me hubiera molestado en absoluto. Al contrario, estaría encantado de ello.

  15. febrero 13, 2009 2:47 pm

    Antonio José: siento respeto por el trabajo que usted hace en ese terreno, no quiera deducir lo contrario, pues le aseguro que no es así. Sé muy bien lo que es escribir artículos, prepararlos, y publicarlos.

    Simplemente señalo que, por lo que deduzco en sus palabras, es una “fuente de ingresos secundaria”. E insisto: si fuera su fuente de ingresos principal, sería muy diferente su punto de vista al respecto. Nada más.

    Hay muchos músicos que crean y tocan por el puro placer. Generalmente, los grupos amateur que hay en escena en todas las ciudades. Le aconsejo se acerque a ellos y pregunte si les gustaría poder vivir de la música, y pregúnteles también por qué no viven de ello. También le recomiendo que se acerque al conservatorio superior más cercano y pregunta a cualquier profesor cuántos años y cuántas horas al día ha dedicado para estar donde está. Se sorprenderá.

    En cuanto a mi importancia en el mundo musical, no tengo un ego tan sensible como para responder. Sólo le diré que soy un músico profesional, y ello implica, muy señor mío, más horas de estudio y trabajo de las que el señor Bayly habrá dedicado a trabajar en toda su vida. Y no lo olvidemos, nuestro trabajo es un trabajo altamente cualificado: un piano no se toca en 4 años de estudio.

    El gran problema es la falta de respeto generalizada para una profesión que tiene la carrera académica más extensa (¿conoce usted mucha gente que estudie carreras universitarias de 8, 10 y hasta 14 años?). “Ser músico” no es ser Alejandrito Sanz y Mick Jagger, y vivir en una tumbona al sol de las Maldivas con una piña colada en la mano. Ser músico es dedicarse desde la infancia, perdiendo miles de horas de ocio cuando tus amigos están jugando al basket, a prepararte y practicar; es estudiar la carrera completa de tu especialidad, con una media de 6 a 8 horas de ensayo diarias para después ir a clase y las los conciertos relacionados con tu formación; es tocar todo tipo de música para poder vivir de ello como músico profesional de estudio; y mil cosas más.

    Ser músico es una mezcla entre una carrera superior de gran complejidad (lea “Harmony” de Walter Piston y, si consigue entender algo, recuerde que ese libro es el manual básico de armonía, el nivel que se exige a todos los estudiantes) y la práctica de un deporte de élite, con miles de horas dedicadas, pero con la diferencia de que el deportista se retira con menos de 30 (y una buena cuenta corriente en algunos casos), mientras el músico trabaja mientras viva, siempre que una enfermeda motriz no se lo impida. Sólo decirle que un músico de la Orquesta de RTVE dedica más de 12 horas al día a tocar, todos los días del año, sin domingos, sin festivos, Y DESPUÉS ACUDE A LOS ENSAYOS Y CONCIERTOS DE LA ORQUESTA.

  16. febrero 13, 2009 3:03 pm

    Interesante….

    “© 2005-2009. Instituto Juan de Mariana. Todos los derechos reservados.”

    ¿Por qué trabaja usted con gente tan totalitaria y censora que se reserva los derechos? Rezuma coherencia…

  17. febrero 13, 2009 4:40 pm

    Estimado Copyright

    La comparación con Bayly era mera provocación. Sé que la música bien hecha requiere una gran preparación. Y lo del copyright del Juan de Mariana, la verdad no sé por qué lo ponen, pues buena parte de nosotros mantenemos posturas muy similares. Por cierto, por esos artículos no cobro absolutamente nada (más allá de tratar de difundir mis ideas), aunque sí por el resto de sitios en los que publico ya sea de forma regular ya sea esporádica.

    Le contaré que en una ocasión un representante de una entidad de gestión y un conocido escritor me trataron de convencer, tomando café los tres, de que me apuntara a CEDRO (acaba de publicar mi primer, y todavía único, libro). Por coherencia con lo que defiendo, no lo he hecho.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: