Skip to content

Vientre de Alquiler y transmisión de la Patria potestad

marzo 12, 2009

Desde determinados sectores ideológicos se realiza un continuo esfuerzo de racionalización del aborto como derecho innegable de la mujer. Esta falacia viene a enmascarar carencias de todo tipo, morales e intelectuales, poses estéticas incluso, de las que construir una argumentación a todas luces insostenible.

El aborto es un crimen siempre y cuando no exista una justificación irresistible. Es un tema que hemos tratado mucho, y seguro lo volveremos a comentar en el futuro. Lo que quiero en este post es señalar la profunda hipocresía con la que muchos abordan el debate de la reproducción asistida, la adopción libre o la transmisión de derechos y obligaciones vinculados a la Patria Potestad.

Muchas de las desgracias personales o el trauma que puede ocasionar un embarazo no deseado (aunque originado gracias a actos propios voluntarios) podrían hallar solución si la legislación permitiera la transmisión de Patria potestad. Demasiados quieren ver en esta figura la posibilidad de tratar a los menores como objetos transmisibles. En realidad no es esa la situación. Las personas, aun cuando sean incapaces por edad o taras psíquicas, están fuera del comercio, no se puede ejercer dominio sobre ellas, no son apropiables. Lo que sucede es que los padres biológicos, por el hecho de serlo, contraen de forma inmediata con sus hijos una serie de derechos y obligaciones hasta que estos sean independientes (este umbral depende del contexto social y de la consideración de cada época). Los padres no son propietarios de sus hijos, sino tutores forzosos y singulares. Para resolver esta situación existen las mismas vías que en otro tipo de obligaciones personales: esperar el momento en el que la relación se extinga o desaparezca su causa, o, en su caso, tratar de encontrar a un tercero que se subrogue en su posición a todos los efectos.

La transmisión de derechos y obligaciones exige ciertas condiciones, no basta con que sea permitida. Los afectados son menores, dependientes e incapaces que merecen una especial consideración. Lo razonable es que la formalización del negocio requiera la supervisión de un tercero imparcial dotado de autoridad, y que se haga bajo unas condiciones mínimas: el menor no puede salir perjudicado en términos económicos y familiares. Es decir, tendría poco sentido que se le permitiera a un padre deshacerse de sus obligaciones transmitiéndoselas a alguien con peor situación económica. Sería igualmente absurdo y lesivo que de tener padre y madre se pasara a tener uno solo. Lo normal es que prime un criterio de equivalencia y superioridad de las condiciones objetivas de origen y destino.

Otro tema controvertido es la edad en que pueda realizarse la transmisión. La voluntad del menor no es vinculante a no ser que demuestre cierta madurez dejando entrever que conoce la situación y sabe lo que más le conviene. Lo habitual sería fijar un límite de edad, seguramente de uno o dos años para poder realizar este tipo de transmisiones de derechos y obligaciones. Superado el límite habría que esperar hasta una edad en la que el menor pudiera prestar un consentimiento con visos de ser responsable.

El vientre de alquiler comprende un pacto previo a la concepción entre el receptor de los derechos y obligaciones y la persona que engendrará al nuevo ser humano. No es importante si el menor es hijo biológico de la embarazada, de los receptores o procede de un banco de células reproductivas. Importan los contratos celebrados, que desde su firma establecerán la regulación exigible entre las partes respecto al recién nacido. No debería tener mayor complicación: autonomía de la voluntad.

Caben situaciones en las que niños huérfanos quedan bajo la tutela de instituciones o personas. Su adopción por parte de terceros exige garantías mínimas que vinculan al tutor actual en cuanto a las nuevas condiciones en las que se vaya a ver el menor. Que en el acceso a la adopción se incluya un precio, nada tiene de malo, sino todo lo contrario, mejora la coordinación de intereses.

En una sociedad que aplaude el aborto como método anticonceptivo, que lo ve como mal menor, o mero trámite en situaciones incómodas fruto de la mala suerte, o directamente de un acto irresponsable, curiosamente, estos temas generan un rechazo más o menos unánime. Todas las aberraciones de las que somos capaces para crear vida por la fuerza, la destrucción de embriones, la implantación de 5 esperando que al menos uno sobreviva, la tortura psicológica de los que quieren ser padres a toda costa y físicamente no pueden… todo ello se vería aminorado en gran medida si fuera posible llegar a los acuerdos y pactos descritos en este post. Si hay una necesidad legítima el mercado tiende a encontrar la vía para colmarla en la medida de lo posible.

Saludos y Libertad!

Anuncios
17 comentarios leave one →
  1. zezenketa permalink
    marzo 12, 2009 11:38 am

    Hola.

    El aborto no es un tema consensuado dentro del liberalismo como en el resto de corrientes politicas.

    Hay intelectuales en contra y otros muchos a favor. Es un tema complejo y dificil.

    Pienso que tienes razón y que la transmisión de la patria potestad reduciría muchos casos de aborto pero no todos, ni muchos menos.

    Te pongo un par de ejemplos.

    Supongamos el caso de una mujer embaraza que le diagnostican que su hijo solo podra vivir x meses.

    ¿Por que no podría estar legitimada esa mujer a interrumpir su embarazo?

    ¿Y en el caso de una mujer violada?

    Es un tema complejisimo de verdad.

    Por otro lado, también esta el tema de la investigación con embriones. Desde que se esta realizando la ciencia médica esta avanzando a pasos agigantados.

    ¿Moralmente es igual la investigación con embriones que un aborto?

    Os leo atentamente.

    • daniela permalink
      agosto 15, 2009 7:46 pm

      Creo que está muy equivocado. Han habido muchisimos casos donde se ha diagnosticado un tiempo x de vida a una persona(ya sea un bebé no nacido aún, o a alguien enfermo) y estas personas han logrado salir adelante, sin poder los médicos explicar tal hecho. Sin irme a ejemplos lejanos, a mi hermano le habían diagnosticado una lesión cerebral, y que iba a nacer down. ¿Qué hubiera pasado si mi madre no le hubiera permitido la vida? Al nacer, los médicos pidieron disculpas por su error. Mi hermano estaba sano como nadie. Muchas veces no podemos fiarnos de los examenes, y debemos esperar. Cuantas personas hay que son muy muy amadas y que “saben” que no van a vivir mas de x tiempo.

  2. liberand permalink
    marzo 12, 2009 1:03 pm

    Ya sabes que el “comercializar” está muy mal visto en este país católico 😉

  3. marzo 12, 2009 1:29 pm

    Zezenketa, tienes toda la razón en lo de que es un tema difícil. Yo no pongo la vida del embrión por delante de la integridad y la salud de la madre, en ningún caso. Es más, si se tiene la certeza de que el embarazo es inviable, durante la gestación o poco tiempo después del alumbramiento, no tiene sentido forzar a la madre a sostener algo que no llegará alcanzar las características humanas básicas. El tema de la violación es más complicado, pero hoy por hoy no hay apenas casos ya que toda mujer que denuncia un ataque sexual de ese tipo recibe la inmediata oferta de tomar la pastilla para evitar la implantación del posible cigoto. Ese es otro tema controvertido, es o no es aborto? Yo defiendo la vida, pero me preocupo de analizar límites. Otros frivolizan con lo básico y n siquiera son conscientes del peligro que tiene mantener semejante actitud moral.
    En cuanto a la libertad de transmisión de derechos de patria potestad o el pacto de filiación, no lo veo tanto desde un punto de vista utilitarista sino como una posibilidad coherente con la idea de libertad como ausencia de coacción. Dicho lo cual, estoy seguro de que aliviaría muchas situaciones e introduciría más responsabilidad en las conductas individuales relacionadas con la procreación.
    Saludos!

    • daniela permalink
      agosto 15, 2009 7:48 pm

      no llegará alcanzar las características humanas básicas? esa oración me parece un insulto. Un humano es la unión de un ovocito con un espermatozoide. Eso ya es un humano. Características humanas básicas? suena totalmente discriminante a aquel que le falta un brazo, o un ojo, ya que los humanos tenemos dos brazos, dos ojos. No ves que la humanidad no se basa en la forma, sino en lo que los demas animales no tienen, que es la capacidad de amar?

  4. marzo 12, 2009 3:31 pm

    “Desde determinados sectores ideológicos se realiza un continuo esfuerzo de racionalización del aborto como derecho innegable de la mujer. Esta falacia viene a enmascarar carencias de todo tipo, morales e intelectuales, poses estéticas incluso, de las que construir una argumentación a todas luces insostenible.”

    Gracias por lo que me toca, jeje.

    Por mucho que nos pueda parecer inmoral el aborto, a mi me lo parece, no supone más que un legitimo ejercicio del derecho de autopropiedad. Existirá una obligación moral respecto al fruto de un acto sexual, pero en modo alguno este crea per sé ningún tipo de obligación exigible por la fuerza.

    El decir que sí es meter una moral subjetiva dentro del campo de la ética objetiva.

    Ya que describes así a los que creemos que el vientre de una mujer no es una propiedad pública, y que las madres abortistas no son criminales (tal vez sean en muchos casos seres despreciables, por su irresponsabilidad o amoralidad, pero no criminales), te recuerdo quien fue paladín de la lucha contra el aborto: la dictadura comunista de Chauchescu, ya que el feto era propiedad del estado, y no de la madre, según ellos.

    Saludos Yosoyhayek y liberand

  5. marzo 12, 2009 3:36 pm

    Para un libertario la unica obligación exigible por la fuerza es abstenerse de usar ofensivamente la fuerza o el fraude sobre otra persona o sus propiedades legitimamente adquiridas por apropiación original o intercambio voluntario. En ningún sitio dice que por tirarte a nadie haya obligaciones de ese tipo “extras”

  6. marzo 12, 2009 4:26 pm

    El problema de creer en la posibilidad de enunciar un código ético perfecto, puro, definido y apodíctico es que es imposible. De tu argumento se concluye que solo lo que afecta a esa ética objetiva que dices conocer puede derivar en exigibilidad jurídica. Yo soy más cauto en ese sentido y aunque creo que es posible afirmar una serie de principios fundamentales consustanciales a la naturaleza humana, no confío tanto en la posibilidad que tú defiendes.
    El orden social se sostiene sobre una serie de reglas de mera conducta que son las que hacen sostenible y viable un orden de acciones capaz de garantizar, hasta cierto punto, la libertad individual y la capacidad personal de seguir los propios fines particulares. La libertad de elección genera responsabilidad, o asunción de los costes derivados de nuestras acciones voluntarias. El sexo por vía vaginal entre un hombre y una mujer, por muchos medios que se adopten para evitarlo, siempre (cuando es biológicamente posible, claro) tiene el riesgo de generar un embarazo. Desde ese momento surgen una serie de obligaciones que vinculan a la madre, y al padre, en el mantenimiento de la vida del feto o del niño, al menos hasta que este sea socialmente independiente. Es una norma de conducta básica el asumir las consecuencias de los propios y voluntarios actos. Cuando la vulneración de semejante conducta conlleva la muerte de otro ser humano, el acto es delictivo por necesidad. Entiendo, Stewie, que te fascine la simpleza rothbariana a este respecto, pero el proceso social es mucho más complejo, y esas reglas que tú ubicas en la voluntariedad moral tienden a ser exigibles en su inclusión dentro del Derecho. Que la ética deba inspirar toda norma jurídica no excluye que estas tengan un contenido “moral”. Lo contrario pertenece a un híper racionalismo que roza el constructivismo más atroz e inhumano.
    Saludos!

  7. marzo 12, 2009 4:31 pm

    Por cierto, debemos distinguir entre moral “social”, como aquellas normas de conducta de ipo evolutivo más o menos comunes para todos los miembros de un grupo humano, y la moral privada, en ese sentido subjetivo que dices. Ahí te doy toda la razón: ninguna moral privada puede definir el contenido de las normas generales y abstractas que rigen la sociedad, estás son inintencionles y evolutivas, aunque lo normal es que su contenido coincida en gran medida con la estructura moral subjetiva de cada uno de nosotros. Lo contrario haría imposible la convivencia.
    Saludos!

  8. marzo 13, 2009 12:21 am

    ‘…y aunque creo que es posible afirmar una serie de principios fundamentales consustanciales a la naturaleza humana’

    JOJOJOOJOJOJOJ

  9. marzo 13, 2009 12:35 am

    Qué te hace tanta gracia? Eres imbécil o solo un arrogante?

  10. marzo 13, 2009 10:27 am

    “El sexo por vía vaginal entre un hombre y una mujer, por muchos medios que se adopten para evitarlo, siempre (cuando es biológicamente posible, claro) tiene el riesgo de generar un embarazo. Desde ese momento surgen una serie de obligaciones que vinculan a la madre, y al padre, en el mantenimiento de la vida del feto o del niño, al menos hasta que este sea socialmente independiente”.

    Esto no es así, es un salto ilógico, ¿Estas a favor de emplear la fuerza de forma ofensiva sobre quien, según tú, “desatienda” a sus retoños?

    Ningún ser humano tiene derecho a vivir como un parasito de otro, alegando su necesidad, contra la voluntad del otro. Eso es esclavitud, lo mismo que obligar a una mujer a tener un hijo o amenazarla con el uso de la fuerza contra ella. Es irrelevante que el feto sea o no persona.

    “Lo contrario pertenece a un híper racionalismo que roza el constructivismo más atroz e inhumano”.

    A=A, Solo trato de ser coherente y no usar la argumentación del Derecho Natural cuando me conviene y obviarla como hiperracionalismo cuando contradice mis creencias morales totalmente subjetivas y en buena medida producto del entorno, y no de la razón.

  11. marzo 13, 2009 10:32 am

    Ya te digo que lo de que follar engendra obligaciones “legales” (siguiendo con la denominación de Spooner) es un agregado paleolibertarian (vamos su perversión al aliarse con los conservadores) al libertarismo. Por esa regla de tres, se podría incluso legitimar el estado del bienestar, en base a la necesidad de terceros “hasta que sean socialmente independientes”.

    Además,si crees que la “moral social” puede ser exigible por la fuerza, deberías empezar a preocuparte, porque esta sociedad, salvo cuatro católicos, acepta el aborto como algo totalmente normal.

  12. marzo 13, 2009 11:11 am

    Tienes toda la razón con el último párrafo, salvo en que no son solo cuatro católicos los que de denuncian el caracter criminal de la frivolización del aborto… tambien lo hago yo 😉
    Saludos!

  13. marzo 14, 2009 12:40 pm

    Entonces, ¿Por qué tiene más valor tu argumentación pro-vida, que la “norma evolutiva ampliamente aceptada” de que abortar es normal? Casi como si fuera un anticonceptivo….

    Ya te digo a mi también me parece mal el aborto, pero no estoy de acuerdo en que se pueda usar la fuerza legitimamente contra abortistas.

    Saludos compañero! Esta bien tirarse los trastos en algun hilo de vez en cuando, jeje. 😉

  14. marzo 14, 2009 12:59 pm

    El problema de esta Sociedad es que entre unos y otros estamos llegando a una relajación peligrosísima de lo que se considera vida digna de protección. Un feto es un ser humano en formación fruto de un acto voluntario. Si no existe la obligación de soportar los costes de nuestras acciones libres, en este caso, mantener el proceso de gestación hasta el nacimiento y alimentar al nuevo individuo hasta su independencia o, en su caso, encontrar a alguien que estuviera dispuesto a subrogarse en esa posición, estaremos negando la esencia misma de la convivencia. Las fábulas éticas, o la ética rigurosa, tiene sentido, pero como estudio de las reglas y normas que hacen posible el orden social. Indagar y depurar principios consustanciales a la naturaleza del ser humano. Ética y eficiencia son dos caras de la misma moneda, sí, pero no seamos tan arrogantes como para confiar en nuestras limitadas mentes y su capacidad de fundar de la nada un sistema jurídico perfecto. En realidad todo se sostiene sobre el mutuo reconocimiento y las formas y niveles que este va adoptando a medida que el orden social se complica y expande, siempre gracias a la mejor definición y defensa de la libertad individual. Pero para que todo ello sea posible el reconocimiento debe avanzar, siempre, en todo caso, y nunca menguar al albur del capricho irresponsable. Primero fueron los hombres plebeyos, después los parias, poco a poco las mujeres, más tarde los extranjeros, los que pertenecían a razas extrañas, los que tenían hábitos y querencias particulares… la libertad avanza de la mano del reconocimiento. Negarle a un humano en formación, en cualquiera de sus fases, más o menos dependiente, el derecho a vivir a costa de su madre y su padre, cuando estos han generado dicha situación en virtud de actos propios, libres y consentidos, es el mayor error que podemos cometer. Tu análisis ético es sesgado, dogmático y deficiente, como lo fue el de Rothbard, por ejemplo.
    Saludos!

  15. MAMALIZ2 permalink
    febrero 5, 2010 6:23 pm

    Hola.
    Soy Liz y me ofrezco como madre sustituta, soy peruana de 29 años, madre de una niña completamente sana, no tengo vicios ni enfermedades, tuve un embarazo sin ningún tipo de complicación.
    Soy una mujer inteligente, y que trabaja muy duro por mi hija se que en muchos países la legislación prohíbe este tipo de concepción, pero no es mi posición, estoy completamente a favor como un acto de amor y ayuda mutua. referente a la paternidad del bebe será inscrito como hijo suyo y yo no apareceré en ningún registro del bebe de modo de que todo salga en forma legalizada, bueno referente a los controles, gastos de clínica u hospitalización o todo lo relacionado al embarazo corre por cuenta de ustedes. el UNICO método que utilizaríamos sería inseminación artificial o in Vitro, ICSI,
    Físicamente tengo piel blanca, cabello castaño oscuro, ojos marrones, peso 60 kilos y mido 1,65. Cualquier información que deseen no duden en pedirla. Mi correo es mamaliz2@hotmail.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: