Skip to content

Tomás Gómez (PSM) juega duro

abril 7, 2009

El titular de El Mundo es el que sigue: “El PSOE dice que si Caja Madrid no aprueba sus cuentas podría ser intervenida”.

Veamos ahora cuál es el fondo de la noticia y la envergadura del acto de irresponsabilidad, gravísimo, cometido por quien aspira a desbancar a Esperanza Aguirre del poder madrileño.

Pocos días después de la intervención del Banco de España en la CCM, por evidentes problemas de solvencia (y no de liquidez, como apuntaba Solbes, el saliente), irrumpen en los medios las declaraciones de este señor, Gómez, hablando de una posible “intervención” en Caja Madrid. Lo normal es que el público se asuste, piense en lo peor y vea peligrar sus ahorros y depósitos. Pero, al parecer, no hay nada de eso. La intervención de la que habla Gómez no depende de los presuntos problemas financieros de la entidad, si no de la pugna interna en la que vive inmersa desde hace meses.

Quien profundice en la noticia y en un primer momento viera agitados sus peores presentimientos, quizá se sienta aliviado e inmediatamente se acuerde de la malvada Esperanza y su caprichosa y desmedida ambición. Un titular sensacionalista y una noticia que, dada la situación, es lo menos malo que podría sucederle a la Caja madrileña.

Este tema me interesa por varias razones: primero, Tomás Gómez y el PSM demuestran una vez más una frivolidad que descompone a cualquier persona equilibrada y razonable. Insultan, injurian, son capaces de las declaraciones más blasfemas e hirientes con tal de desprestigiar al contrincante político recurriendo a los tópicos, latiguillos y lugares comunes más burdos y ruines. Más allá de la bronca, que no deja de ser eso, bronca, su actitud respecto a la estabilidad institucional de la CAM es vergonzosa.

Unir, en los tiempos que corren, las palabras “Caja” e “intervención”, no es el mejor acto de lealtad para con una entidad de la que todos (políticos y sindicalistas) viven y disfrutan, más allá de quién la gobierne o la ley que rija su funcionamiento. Es más, el propio PSM ha apoyado, de una forma u otra, el presunto asalto aguirrista sobre la entidad. Reforzar el poder del gobierno autonómico frente al popurrí municipal o el matonismo sindicalista no es cuestión que solo preocupe a unos. En el fondo todos buscan lo mismo, y a medida que se consolidan escenarios de pugna política y dominio efectivo, las castas aprietan filas y generan sus propios intereses y estrategias, al margen incluso del conjunto de su partido a otros niveles de decisión.

Gómez trata de dejar bien claro que en ningún caso cuestiona la viabilidad de Caja Madrid. En El Mundo no aparece dicha afirmación hasta el quinto párrafo. Justo antes, en el cuarto, recrimina a Cospedal su actitud en la crisis de CCM… como si pretendiera afirmar que aquella intervención no hubiera sido por problemas de solvencia, sino una cuestión técnica, como también quiso vendernos Solbes, en su traca final. Pues bien, Gómez, no se puede jugar, y menos a estas alturas, con tanta ambigüedad.

Caja Madrid no está en sus mejores momentos. Su solvencia se deshace, comprometida por una morosidad que no para de crecer y unos activos que no paran de depreciarse. Si a esto uniéramos, como parece estar sucediendo, una lenta pero constante retirada de depósitos, hasta un principiante (aunque en su currículum afirme ser licenciado en Economía) se da cuenta de que la viabilidad de la entidad está más que en cuestión. Lo que sucede con los políticos es que juegan con pólvora ajena y todos sus esfuerzos van siempre encaminados en la misma dirección: lograr y retener el poder. A Gómez parece importarle poco que sus palabras añadan dificultades al difícil estado financiero de Caja Madrid. Si ya había temor entre los depositantes y ahorradores afincados en cajas de ahorro, en el momento que el nombre de la suya salta a los medios y encima unido a la palabra “intervención”, no es de extrañar que alguno acuda presto a por su dinero.

Lo fácil es reírse de la gente, jugar con sus miedos y tratar de echar todas las culpas sobre el oponente político. Total, siempre habrá dinero para intervenirla, piensan. Pues no, querido Gómez, no lo hay. El Fondo de garantía de depósitos no da ni para un cuarto de lo que se encuentra depositado en Caja Madrid (si hubiera un amago de corrida bancaria, solo el corralito evitaría el inminente desmoronamiento). Son tan “tóxicos” sus activos que de su liquidación podría no haber ni siquiera para cubrir los fondos de inversión.

La quiebra de Caja Madrid dejaría en evidencia la verdadera situación de todo el sistema financiero español, comprometería o engulliría los ahorros de millones de personas y seguramente arrastraría a otras tantas entidades. No hay margen de intervención, el Estado no puede hacer frente a algo tan inmenso como es la caja madrileña. Si llegará a suceder, cosa que dudo (o espero no suceda), no sería fruto del cálculo riguroso sobre lo que más conviene y la mejor manera de salvar el sistema y los ahorros de los particulares. Sería por un mero cálculo electoral, político, interesado y arbitrariamente orquestado por quien piense vaya a obtener un mayor beneficio personal de todo ello.

Siga jugando, Gómez, si total, a ustedes todo esto siempre les sale gratis.

Saludos y Libertad!

Anuncios
2 comentarios leave one →
  1. abril 7, 2009 12:42 pm

    ¿Y desde cuando a un político le preocupa el tema?. Si puede sacar tajada y llegar al poder, en una comunidad que les barrieron en la últimas elecciones, lo van a utilizar. Caja Madrid no está bien (mira sus mejores momentos, y en general, la gente está retirando el dinero de las cajas. Y ten claro, que ha escocido mucho que la primera que ha caído sea CCM.

    De todas maneras, lo que hay que hacer es privatizar definitivamente las cajas de ahorro, no podemos seguir cargando con las fechorías que se comenten en ellas, ya mande el PP o el PSOE en las mismas.

  2. abril 7, 2009 3:54 pm

    Estoy de acuerdo, pero me temo que la única privatización posible sería convertir a los depositantes en accionistas, y claro, eso no parece ni viable ni beneficioso para los propios depositantes o titulares de fondos…
    Saludos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: