Skip to content

Un primer paso!!

abril 16, 2009

“Suspender las ayudas públicas, sólo un primer paso”. No sabemos muy bien que es a lo que se refiere con este título la periodista Salomé García en su blog de Público.

Celebra la retirada del concierto a un colegio del Opus Dei que ha hecho efectiva el Gobierno de Cantabria porque el centro separaba a sus alumnos por sexos. Yo lo celebro con ella, no entiendo porque tengo que sufragar con mis impuestos a una empresa privada. “Sólo un primer paso”, continúa el titular de la periodista, conociendo su trayectoria ni de lejos esperemos que lo que ella entienda por los siguientes pasos a dar sea que acabemos con el monopolio efectivo que ejerce el Estado sobre la educación de nuestros hijos. Muy al contrario, lo que pide esta liberticida es que se retiren los subvenciones públicas a aquellos centros que “aleccionen contra la legalidad vigente (aborto, matrimonio, igualdad, divorcio…) y se organiza la insumisión a las leyes educativas del Gobierno”. Esto es algo ya muy visto, no están en contra de que el Estado subvencione, solo se oponen a que se subvencione lo que no les gusta.

Pero no acaba ahí el análisis de esta psuedoestalinista, atención a esta frase: “el papel vigilante del Estado no debe limitarse a negarles la financiación pública [a los centros]”. No aclara más, debe ser que no se atreve a decir que lo que realmente defiende es que se cierren todos los centros que no están de acuerdo con lo que ella llama “legalidad vigente”. Un nuevo franquismo dado la vuelta, dilo claro Salomé.

Artículos relacionados en el blog: paga dos, llévate una.

Anuncios
2 comentarios leave one →
  1. Hiel permalink
    abril 16, 2009 2:29 pm

    Pero… ¿alguien duda de que la izquierda es una ideología fascista?
    Saludos.
    YO NO LE VOTÉ: ^^

  2. abril 16, 2009 3:23 pm

    No discrimina el centro al ofrecer una escolarización separando a los alumnos por sexos, sino la subvención que concede el Estado.
    Primero, que dadas las circunstancias, todos los menores tienen derecho y obligación de ser escolarizados gracias a la redistribución de la riqueza vía expolio. Segundo, que la subvención puede ser discriminatoria en la medida en que sea concedida a un centro donde solo admitan negros, blancos, machos, hembras, cojos, o tarados de forma excluyente, cuando en la zona únicamente exista dicho centro escolar. Discrimina la subvención y no el centro, que debería estar en su derecho de elegir contenidos, títulos y alumnado. Si el Estado se convierte en garante de la escolarización forozosa no tiene sentido que no promueva la existencia de centros capaces de realizar semejante tarea.
    Lo hipócrita del asunto es que en este caso no se da tal discriminación en la subvención, porque existen más centros capaces de satisfacer la demanda de plazas de niños y niñas, sino que parece políticamente rentable atacar el margen de libertad del centro y de los padres que decidan escolarizar a sus hijos en él.
    El problema es el de siempre, que el Estado nos robe y con el botín pretenda dirigir nuestras vidas en temas como la educación de nuestros menores (y no tan menores). Al final, demostrando su incapacidad, recurren a los centros privados a través de conciertos en busca del abaratamiento de costes, tal y como se viene haciendo en sanidad o en casi cualquier servicio dominado por el Estado. Es la muestra de su fracaso y por ello genera controversias y confirma todas las contradicciones posibles.
    Saludos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: