Skip to content

Mundialistas: Evasión o Victoria

noviembre 10, 2010

Todo sobre la prima de 600.000 euros que van a recibir los jugadores que triunfaron en el pasado Mundial de Sudáfrica. En su caso, evasión y victoria, porque aprovechando el convenio de doble imposición existente entre España y el país africano, se beneficiarán de la menor fiscalidad de este último para ahorrarse 132.000 euros. La noticia no ha sido excesivamente comentada, pero algunos no han tardado mucho tiempo en blandir el mito del antipatriota fiscal, recordando hazañas de tenistas o cantantes. A la pregunta de, ¿le parece bien que estos señores, siendo como son multimillonarios, y ganando lo que ganan, hagan todo lo que está en su mano para no someterse al fisco del Estado español? La inmensa mayoría dice que le parece fatal, que es un acto de deslealtad, que no merecen el reconocimiento que se les brinda ni casi seguir considerándose miembros de esta nuestra gran patria de gozosos contribuyentes. Pero si a continuación se les preguntase, en su situación, ¿haría usted lo mismo? Salvo los típicos hipócritas, prácticamente la mayoría diría que SÍ. Y esta es la cuestión, porque lo cierto es que en este país como en cualquiera, todos tratamos de pagar lo mínimo a Hacienda, y sólo demostramos nuestra indignación al comprobar que son los que más ganan quienes más vías de “evasión” tienen a su alcance. El currito de a pié, con su nómina por cuenta ajena, perfectamente escrutado por la Agencia Tributaria, se tiene que conformar con el placebo de las deducciones, reducciones y bonificaciones, o que le salga “a devolver”, que no son sino simples ilusiones sobre ventajas que son inexistentes.

Porque si en España tuviéramos un tipo máximo más ajustado, próximo a los de otros países donde se pagan menos impuestos, serían muchos más quienes optarían por tributar aquí. Lo que sucede normalmente es que subir impuestos es la peor receta para aumentar la recaudación, y al mismo tiempo se convierte en un hachazo para la innovación y la empresarialidad, que siempre buscará todo tipo de subterfugios hasta no tener otro remedio que “emigrar”.

Lo poco patriota es subir impuestos, los sinvergüenzas son aquellos que pudiendo no los bajan, y si alguien, por la razón que sea, logra “evadir” o huir del fisco español, el mero conocimiento del hecho debería estimularnos para imitar semejante conducta. Los jugadores de la selección han cumplido con su país ganando un título defendiendo su camiseta, y si esto representa un orgullo o un motivo de emoción para alguien, no debería dejar de hacerlo al conocer noticias como esta. Los demagogos profesionales se acuerdan de la cantidad de escuelas y hospitales que podrían haberse sufragado con cargo a la recaudación sobre las primas de 600.000 euros de los mundialistas. Los hipócritas se enorgullecen de su “integridad fiscal”, y hablan de deslealtad, de ignominia y sedición. Y la cuestión no es esa, sino el análisis de los impuestos que pagamos en este país y la certidumbre de que si estuviera en nuestra mano, haríamos eso mismo que hacen los que más tienen. Conclusión, que el español medio es el que más sufre, el que menos recibe, y el que menos acceso tiene a las fórmulas que el Estado permite para unas minorías seleccionadas. El enfado parece comprensible, pero no ya el destinatario de nuestra ira, porque lejos de ser criminales los que “evaden”, es criminal y latrocida el sistema, sus fines y sus mecanismos de apremio y compulsión.

“Jugar es su obligación. Huir, su mayor esperanza”

Saludos y Libertad!

Anuncios
7 comentarios leave one →
  1. noviembre 10, 2010 7:00 pm

    ¿Donde he leído que no es verdad que se ahorren impuestos, sino que lo que hayan pagado en Sudáfrica no tienen que volver a pagarlo en España, pero la diferencia sí?

    • noviembre 10, 2010 7:31 pm

      No soy ningún experto, pero a ver s alguien consigue descifrar las disposiciones generales del convenio, artículos 16 y 22, porque esto no lo llego a entender:
      “Sin embargo, dicha deducción no podrá exceder de la parte del impuesto sobre la renta o sobre el patrimonio, calculado antes de la deducción, correspondiente a las rentas o al patrimonio que puedan someterse a imposición en Sudáfrica”
      Creo que irá por ahí el asunto.

      • noviembre 10, 2010 8:49 pm

        Vamos a ver, lo que yo entendí (pero no me pidas que busque el enlace) es: supongamos (que es un suponer) que 600.000 € en Sudáfrica tributan al 25% y en España al 45%. Si no hubiese convenio, podría ocurrir que, como se cobran en Sudáfrica, se dedujese allí el 25% y aquí el 45%, de modo que acabasen pagando el 70%. Con el convenio que hay lo que pasa, si no me equivoco, es que, del 45% que toca pagar en España, se deduce el 25% que ya han pagado en Sudáfrica. Es decir, no ocurre que se pueda pagar SOLAMENTE la tasa más baja de los dos países, como se deduce del llamar “evasión” a esa deducción. El convenio simplemente evita la doble imposición, evita que se tenga que pagar MÁS que la tasa más alta de los dos países en cuestión.

        Lo que entiendo del párrafo que citas es que, de pagarse más impuestos en el país donde se ingresa la cantidad que en el de residencia, en este no te devuelven nada. Esto es, si el impuesto fuese el 45% en Sudáfrica y el 25% en España, les habrían deducido el 45% en Sudáfrica y (¡se siente!) NO les habrían devuelto un 20% en España.

        Pero a ver qué dice un experto que lo sea.

      • noviembre 10, 2010 10:08 pm

        Así es como funcionan los convenios de doble imposición, es cierto, pero hay un tratamiento especial para artistas y deportistas, artículo 16, creo, y tampoco me he parado a analizarlo.
        Vamos, que la información de El Confidencial es imprecisa? Perdóname, pero no veo la interpretación que haces de ese precepto.

      • noviembre 14, 2010 4:42 pm

        Ah, me lo he vuelto a encontrar, vía Barcepundit. Lee tú mismo.

      • noviembre 14, 2010 6:28 pm

        Ha quedado claro, el convenio con sudáfrica no contiene esa excepción para artistas y deportistas. Lo que me llamó la atención fue el comentario que se hizo de esta imprecisa noticia, y en consecuencia creo oportuno el contenido de este post.
        Gracias por la correción 🙂

  2. atroma permalink
    noviembre 10, 2010 7:11 pm

    Yo no sé los demás, pero yo detesto a la agencia tributaria más que a cualquier otra cosa. Así que…

    No lo entiendo bien, a ver quién paga es la federación española de futbol a, pongamos trabajadores, españoles ¿Cómo puede ser que puedan acogerse a tributación de ese país? Si fuese una empresa de ese país lo entendería.
    Por otro lado, ¿Cuánto deben pagar los jugadores a hacienda al año? Lo que seguro ni en dos vidas pagaríamos cualquiera de nosotros. Por lo que nosotros los podríamos llamar insolidarios, y ellos a nosotros; gandules, improductivos, sanguijuelas, aprovechaos… cosas, que como dices, producen los impuestos progresivos. A un tipo único ellos pagarían más, mucho más que cualquiera, y sin tener que pagar los costes de investigación financieras en paraísos fiscales. Que si existen paraísos fiscales, es porque esto debe ser el infierno fiscal.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: