Saltar al contenido

Justicia sin Estado

junio 28, 2008

Es el título del libro de Bruce L. Benson. Es difícil de encontrar, creo que van a lanzar otra edición, pero si podéis haceros con él (los que no lo hayáis hecho ya), merece la pena. Un jurista entrenado por el positivismo que sin prácticamente excepciones se imparte hoy en las universidades españolas, necesita, si es que se precia de Liberal, dar pasos en dirección contraria a todo lo aprendido durante sus años de licenciatura.

Eso hice yo, aunque he de admitir que en un principio no de forma intencional. Primero fue Hayek, los Fundamentos de la Libertad; abrió mi mente a nuevos conceptos y teorías. Continué con el mismo autor leyendo Derecho, Legislación y Libertad. Revisándolos por tercera vez, sobre todo el segundo, he tomado plena conciencia de la maravilla que suponen las obras de Hayek dedicadas a las ciencias jurídicas.

Bruno Leoni, desde una perspectiva más continental que el anglosajonizado Hayek, se sirve de la metodología y epistemología fundada por Menger y su Escuela Austriaca de Economía para revisar filosofía y teoría del Derecho desde una perspectiva evolucionista alternativa al positivismo campante del siglo XX. La Libertad y la Ley, sin llegar a la originalidad y agudeza de Derecho, Legislación y Libertad, resume ideas y aporta conclusiones indispensables para todo jurista interesado en profundizar en el estudio del Derecho. La elección como nombre de esta bitácora no fue gratuita, es un legado a la sistematización fabulosa de la que fue capaz Leoni (bueno, y también porque suena bien, jejeje).

Justicia sin Estado, de Benson, revisa la formación de los órdenes normativos acudiendo a ejemplos en los que aun no se ha dado el paso de estatificar la producción de reglas de recta conducta. Sistemas consuetudinarios dotados de unos mecanismos de resolución de conflictos que intuyen las características del poder público, lejos, muy lejos del advenimiento de una estructura de dominación. Revisa el Derecho anglo-sajón, el common law, el Derecho mercantil medieval, y se entrega a la crítica de la actual situación. La legislación, una judicatura como parte del Estado contemporáneo, la absorción por parte del mismo de las tareas de persecución y represión del crimen. Altas dosis de postulados de la Escuela de la Función Pública, indispensable para comprender el funcionamiento del Estado, y el intento de justificar un modelo totalmente privado de Policía, jueces y árbitros. No habla de perfección en ningún momento, la alternativa anarco capitalista no pretende rozar el cielo con la yema de los dedos. Simplemente destapa las carencias y vicios endógenos del sistema Estatal de provisión de estos servicios y construye una alternativa que en términos lógicos mejoraría los resultados sustancialmente.

Son muchos los puntos en los que cojea la teoría anarco capitalista en cuanto a autoridad y resolución de conflictos. Prima un tipo de análisis que obvia elementos básicos. Pero va por el buen camino, y como dijo aquel, el camino se hace al andar. Hoy en día es la única alternativa de examen crítico del monopolio del Estado sobre el orden y el uso de la coacción. Sin las herramientas de las que nos provee esta visión ácrata liberal, poco podríamos hacer en la aproximación permanente hacia conclusiones mejores, más acertadas y por supuesto, capaces de dar alternativas al marasmo de injusticia que reina hoy gracias al intrusismo estatista.

Saludos y Libertad!

Anuncios
23 comentarios leave one →
  1. junio 28, 2008 8:10 pm

    El anarco-capitalismo cojea en asuntos esenciales para los derechos fundamentales:

    1. Derecho consuetudinario: falla la Seguridad Jurídica.
    2. Jurisdicción privada: los jueces son empleados de una de las partes. Suponer que ambas partes se van a poner de acuerdo sobre quién debe juzgar es muy aventurado (bastante iluso).
    3. El fuerte tiene más protección y poder que el débil: quien no tiene dinero para contratar a un servicio de policía, está a expensas del fuerte. Quien tiene poco dinero, está a expensas de quien tiene más dinero y puede contratar una fuerza mercenaria mayor.
    4. Imposibilidad de ejecución forzosa de sentencias: no hay fuerzas estatales, con lo que la ejecución de una sentencia queda a la buena fe de las partes, o de lo contrario sería necesario que la parte a la que se le da la razón tenga un cuerpo militar coactivo superior al de la parte condenada.
    5. Imposibilidad de evitar el nacimiento de un Estado: pasado el tiempo una fuerza se vuelve hegemónica. Puede ser una empresa o un ciudadano rico que pueda formar un ejército particular. Una vez formada una fuerza coactiva privada, nada le impide tomar por la fuerza la tierra de sus vecino o exigirles el pago de tributos. Conforme gana complejidad, se va convirtiendo poco a poco en una fuerza estatalizadora.

    Solución a todo esto: existencia de un Estado limitado y controlado.

  2. junio 28, 2008 8:28 pm

    Muy bien, me alegro de que lo tengas tan claro. Y la conclusión, excelente, como empiezas acabas.
    Algunos preferimos seguir investigando… quién sabe, igual llevas razón… aunque creo que te puede esa Faltal Arrogancia de la que hablaba Hayek… si aciertas, será pura suerte.
    Saludos!

  3. junio 28, 2008 9:21 pm

    Fantástico, me rebates sin destruir ni un sólo punto de mi argumentación. ¿Siempre lo pones tan fácil? No me mal acostumbres. xD

    Saludos 😉

  4. junio 28, 2008 9:51 pm

    Mario,

    Por el contenido de tus críticas infiero que no has leído ninguna de las obras básicas que tratan el tema del anarco-capitalismo. No es ninguna novedad entre quienes lo critican. Estos puntos que menciones han sido extensamente desarrollados, con mayor o menor fortuna, por la literatura ancap (véase Justicia sin Estado que menciona yosoyhayek, The Machinery of Freedom de David Friedman, o The Structure of Liberty de Randy Barnett, por poner tres de los mejores títulos). Por supuesto es posible hacer una contra-réplica pero tú estás aún en la primera ronda. Tengo un artículo en Liberalismo.org donde intento responder concisamente varios de los puntos que menciones. En uno de lo últimos números de Procesos de Mercado tengo un ensayo largo sobre este tema. Y creo que también podría interesarte este clarificador artículo de Roderick Long contestando a las 10 objeciones más comunes al anarco-capitalismo.

    Un saludo

  5. junio 28, 2008 10:26 pm

    Solución a todo esto: LOS REYES MAGOS

  6. junio 28, 2008 10:41 pm

    Los reyes son los padres.
    El libro de Benson da soluciones no estatales a casos concretos, no será un manual detallado pero avanza por donde podrían ir los tiros.
    Muy interesante.

  7. junio 28, 2008 10:45 pm

    @ Stewie

    Gracias por darme la razón. Tus ataques te descalifican solito.

  8. Anonimo permalink
    junio 28, 2008 10:54 pm

    Mario, no tengo mucho tiempo pero voy a intentar dar unas ideas sobre el tema ok?
    1. Dices que falta la seguridad juridica. Al contrario.
    Es el estado el que no garantiza seguridad juridica, el mismo que escribe las leyes, las interpreta y las ejecuta. Las cambia al aire y las reescribe a su gusto.
    Sin estado, con acuerdos y contratos firmados libremente, tendras seguridad _juridica_ real y efectiva en los sitios y propiedades donde esta este bien definida. Tu casa, tu comunidad de vecinos, urbanizacion, comercios donde a la entrada esten escritas las normas juridicas y los tribunales de arbitraje donde resolver los problemas…
    ¿Existe eso ahora, un comercio, donde a la entrada este especificada absolutamente toda la jurisdiccion que se te aplica al entrar? ¿Y que puedas decidir voluntariamente entrar o no, o sugerir al propietario otra tribunal de arbitraje, o conjunto de agencias de seguridad que protega tus derechos en caso de discusion?
    Ahora mismo, NADIE conoce la ley. Nadie. No solo porque sean millones de codigos y leyes y regulaciones. No solo porque cada dia, antes de que te des cuenta la UE puede crea nuevas leyes antes de que lo sepas, sin siquiea informarte. No nos mandan informes ejecutivos con los cambios en las leyes a nuestras casas. Ni siquiera al ‘entrar’ a formas parte del estado no dan los codigos legales que se nos aplican. Nadie conoce las leyes. En EEUU con las leyes mordaza o de secretos pueden crear leyes sin siquiera publicarlas al mundo. Pueden quitarte todos tus derecho sin siquiera avisarte a tu familia. Pueden recluirte en un zulo en egipto para ser torturado sin avisar a nadie. Ocurre ahora mismo. Lleva ocurriendo años.
    Asi que la ‘seguridad’ juridica que te ofrece el estado no es imposible por definicion(yo hago las leyes y yo me las interpreto), sino la aplicacion real se salta su propia ley por los aires sin ninguna verguenza. El caso de la constitucion de EEUU, norma legal suprema, no ha impedido aboslutamente nada, de las escuchas, secuestros, guerras ilegales, etc…
    Aun asi, el concepto de ‘seguridad’ juridica es erroneo a mi parecer, pues no existe seguridad real en este mundo, pueden invadirte extranjeros, haber un golpe de estado, y que cambien la constitucion y el gobierno del estado en el que vives ¿que seguridad juridica tienes entonces?
    ¿Tus derechos dependen del gobernane de turno?
    Bajo el anarcocapitalismo, tu tienes tus derechos inalienables, y frente al que los viola tienes derecho a la legitima defensa. Bajo el sistema estatal no tienes derechos, tienes autorizaciones temporales revocables en cualquier momento y supeditadas al estado siempre. Es decir, nada, no tienes ninguna seguridad juridica, tienes un castillo en el aire, una ilusion de derechos que ni son tuyos ni puedes exigirlos ni retenerlos.
    2. Jueces. No son de 1 parte. Los jueces aparecen en los conflictos y los conflictos aparecen entre personas reales en propiedades reales. Cada propiedad tiene un propietario y ese pone las reglas. Los que entran en esa propiedad aceptan esas reglas. Ejemplo, si tu entraras en un corte ingles, en la entrada estarian las normas de arbitraje, y por ejemplo podrian protegerte asociaciones de consumidores y usuarios que estarian aceptadas como jueces en caso de disputas. Antes de entrar en un comercio, elegiriaas los que te ofrecieran mas garantias o mas reputacion por los sistemas de arbitraje que ofrezcan.
    Todo tiene propietario. Todo propietario pone unas normas. Toda persona entra en una propiedad si esta de acuerdo con esas normas (y es invitado a entrar claro).
    3. El fuerte y bla bla. Al reves. Es en el estado, donde el que tiene dinero es mas fuerte. Pues compra abogados mejores, politicos, jueces, mafiosos, etc… y bajo el estado los medios de comunicacion estan bajo control del estado, los pequeños y debiles tienen menos posibilidades de hacerse oir, de entender y defenderse ellos solos en un juicio con sistemas legales complicadisimos.
    Bajo el libre mercado, la gente se aseguraria de tener mecanismos para protegerse de abusos. Habria asociaciones de arbitraje que ofrecieran mas posibilidades a los pobres, mas garantias, y serian valoradas por los consumidores, siendo los comercios que los aceptaran mas visitados.
    4. Lo mismo se aplica inter-estados, o inter-provincias. ¿Como que no hay posibilidad de ejecutar sentencias? Si en un arbitraje se demuestra que el acusado es culpable, su agencia o protectores tienen que dejar de protegerle y permitir que se ejecute la sentencia, si reniegan del arbitraje estaran incumpliendo un contrato y seran considerados criminales, ladrones, si impiden la ejecucion igualmente seran complices. No hay ningun problema. A no ser que en tu mente creas que cada agencia de seguridad no cumplira ningun contrato jamas y siempre defendera a muerte al cliente. En ese caso esas ‘agencias’ de seguridad no serian mas que matones sin ningun respeto a la ley y los contratos, criminales incivos, y serian rechazados, perseguidos y boicoteados por todos aquellos que si respetan la ley. Aparte los tribunales de arbitraje podrian tener sus propias fuerzas de seguridad contratadas de tal manera que solo tuvieran autorizacion en su propiedad, lo que solucionara el problema, no serian la acusacion la que tendria que llevar la fuerza, sino el tribunal el que verificaria la sentencia, y si se equivocara o corrompiera perderia immediatamente todo, como una empresa que se arruina en bolsa y desapareceria y/o seria juzgada por el tribunal de arbitraje superior o por las agencias los demandantes particulares.
    5. Al contrario. El nacimiento de un estado es complejisimo y dificilismo. Solo tiene que caer una vez. Y luego intentar levantarlo es imposible. Necesitas una fuerza militar inmensa para someter una poblacion que es ordenes de magnitud mayor. Y si esa poblacion es ideologicamente libertaria y esta armada. Es imposible someterles.

  9. junio 28, 2008 11:17 pm

    La respuesta a tu argumentación son:

    1. División de poderes. El Estado crea, interpreta y aplica las normas, sí, pero lo hace a través de poderes diferentes. Mejorando la división de poderes, se equilibra el Estado y se mejora la seguridad jurídica.

    2. Propones el feudalismo. Genial, al entrar en una propiedad te sometes a las reglas de su dueño, con lo que poco se diferencia del feudalismo medieval.

    3. Lo que dices no tiene sentido: ¿alguien ha hablado de socialismo? He dicho: Estado limitado. Un Estado liberal nace para defendar a los débiles de los fuertes (contractualismo de Locke). Si no hay límites, el fuerte se come al débil.

    4. No, entre Estados no hay forma de ejecutar sentencias. Pregúntase al Tribunal de Estrasburgo, cuyo poder se basa en la buena fe de los Estados miembros para que repseten sus resoluciones. Dicen que si alguien incumple una sentencia de arbitraje será considerado criminal, pero poco importa si no se puede ejecutar por la fuerza. Y bueno, si tu confianza en las empresas es tan ciega como para creer que van a cumplir un trocito de papel teniendo armamento… Puff vas listo. Me parece muy iluso: las empresas ya tratan de evadirse siempre que pueden con el Estado, imagínate lo que pueden hacer por un cliente rico frente a un tribunal de arbitraje.

    5. Al contrario, el Estado es muy fácil de levantar. Fíjate: el Estado no es más que un poder de control social, así que basta tener muchos soldados con muchas armas y un poco de labia para tener apoyos entre la población para hacerse con el control político de un territorio. Si no, pregúntaselo a los romanos.

  10. Liberal clásico permalink
    junio 28, 2008 11:52 pm

    Estoy en gran medida de acuerdo con Mario.

    El problema de la inflación legislativa, el “summum ius summa iniuria” que decía Cicerón, no se arregla eliminando el estado. Creo que la idea de Hayek de hacer leyes a priori, iguales para todos, claras y demás es lo más práctico. Ir más allá de eso es caer en el idealismo y en remedios que son peores que la enfermedad. La ley, entendida como norma creada ex novo, nació y se desarrolló paralelamente con el estado y ha dado en ser un juguete en manos de los políticos. Es esto lo que debemos frenar, acabar con la “orgía legislativa” (no todo es legislable ni todo debe ser legislado) y aproximarnos al concepto hayekiano.

    “Bajo el anarcocapitalismo, tu tienes tus derechos inalienables, y frente al que los viola tienes derecho a la legitima defensa.”

    Ahí surge un problema, el ponderar esa “legítima defensa”. Si alguien me roba la cartera, ¿tengo derecho a cortarle la mano? Si alguien me golpea el coche, ¿tengo derecho a quemarle el suyo?

  11. junio 29, 2008 3:06 am

    El libro “Justicia Sin Estado” de Bruce L. Benson es muy interesante. A mi me gustó especialmente por lo que tiene de novedoso las cosas que se dicen en el libro respecto al lejano oeste. Por ejemplo: ” El Oeste no era tan salvaje como la leyenda nos ha hecho creer; el mercado ofrecía protección y agencias de arbitraje que funcionaban con bastente eficacia, y que sustituían al gobierno total o parcialmente”. “Algunas nociones fuertemente arraigadas acerca de la violencia, el desorden y la justicia en el Lejano Oeste… no son más que un mito”. Benson dice que la idea del Oeste como algo brutal se basa en la idea de ” dar por sentado que, como en el Oeste no había provisión gubernamental de órden público, tuvo que ser un lugar de desorden y violencia”. Es un libro tremendamente interesante, como digo a mi me llamó la etención este parte, sobre todo porque se saca la clara conclusión de que sí los individuos colaboran no tiene por qué existir una administración que legisle para que se viva en paz y libertad.

  12. Anonimo permalink
    junio 29, 2008 10:02 am

    1. Division de poderes, no me hagas reir, esto es un tema serio. Esa division de la que hablas es una ilusion en la que te han hecho creer, no existe.
    2. ¿?O no sabes lo que es feudalismo o dices cosas al azar por decirlas. Aqui hablamos de propiedad…
    3. ¿El estado nace para defender a los debiles de los fuertes? ¿De donde te has sacado semejante cuento de hadas? ¿de “ciencias politicas”? Naceran los hereos, las asociacicones civiles de vigilantes, las asociaciones de proteccion mutua pero ¿los estados? ¿para proteger a los debiles? Juas!
    4.Preguntable a Berlusconi, a Bush, o a Giscard, criminales todos que se cambian las leyes de su pais para protegerse ,darse inmnudidad retroactiva, a ellos y sus amigos, etc…
    Ese trocito de papel es el CONTRATO. Si incumples el contrato, todos pueden incumplir los contratos contigo. Te dejaran solo, no te sumunistraran, ni daran acceso en el banco, etc…
    5. No. No lo entiendes. El estado es control paramilitar. Que ahora mismo en este mundo, en este pais la mayoria de la gente sea imbecil y se traguen las mentiras de los politicos es una cosa.
    Pero hablamos de anarcocapitalismo, de una sociedad de libertarios armados, donde todos los ciudadanos son ideologicamente libertarios y estan armados. Un ejercito que por deficion sera ordenes de magnitud menor, no tomaria ni dos calles antes de quedarse sin soldados y recursos.

  13. junio 29, 2008 11:17 am

    Esto es lo que quería. Gracias a todos, y por supuesto a Mario 😉
    Saludos!

  14. junio 29, 2008 11:27 am

    Acabo de moderar el comentario de Esplugas (se había quedado, supongo que por los enlaces, en la cola de moderación). Es evidente que para poder criticar, Mario, debes haber profundizado mínimamente en los argumentos dados por teóricos ancap. Si no lo has hecho, pues eso, lo que te repliqué al principio, encantado de haberte conocido (a ti mismo) y muy poca inquietud y ganas de reflexionar sobre un tema tan importante como este. Recomiendo el artículo de Esplugas en Procesos de Mercado, toca todos los puntos clave; puede servir de referente para la crítica o bien para seguir reflexionando sobre el tema.
    Por cierto, parece ser, y la fuente es Mary White, que mañana estrena Blog Albert Esplugas. Lo tenemos enlazado desde ayer. Perdona si no te comento o te doy la bienvenida porque estaré en Aranjuez y no sé yo si tendré acceso o tiempo para meterme en internet. Si lees esto, Bienvenido! Ya era hora, seguro que salen buenos debates de cada uno de tus post. Un saludo!

  15. Galileo permalink
    junio 29, 2008 11:48 am

    Hay un artículo que merece la pena colgar si consigues la traducción española, the rise of illiberal democracy, de Fareed Zakaira.

    http://www.fareedzakaria.com/ARTICLES/other/democracy.html

    Tengo el convencimiento de que en España tenemos una democracia antiliberal y por eso andamos jodidos.

    Saludos

  16. junio 29, 2008 12:02 pm

    Y no podrían existir gobiernos privados? Empresas que dieran los mismos servicios que ahroa da el estado pero que se valieran de sus clientes como un negocio cualquiera.

    Soluciona a todos los puntos de Mario. Todos escepto el de que los más débiles estarían peor protegidos que los fuertes, claro. Pero es que el Estado tampoco garantiza igualdad. La ley de la selva es algo natural que surge hasta en un sistema comunista.

    ¿Imposibilidad de evitar el surgimiento de un Estado? Pues es que puede. De la misma forma que la democracia como la entendemos hoy no puede evitar el surgimiento de un totalitarismo. Mira el caso de Hitler. ¿Decimos que la democracia es mala por eso? Pues no.

    La incertidumbre es la norma. Llamadme posmoderno…

    Fonseca

  17. Liberal clásico permalink
    junio 29, 2008 12:38 pm

    No tengo mucho tiempo para enzarzarme en un debate, así que intentaré aportar lo que pueda.

    “Y no podrían existir gobiernos privados? Empresas que dieran los mismos servicios que ahroa da el estado pero que se valieran de sus clientes como un negocio cualquiera.”

    Bruno S. Frey, en su “The New Democratic Federalism for Europe: Funcional, Overlapping and Competing Jurisdictions” propone algo así. Las FOCJ serían agencias que, compitiendo entre sí, proveerían los servicios de los cuales se encarga ahora el estado. Es un libro muy breve y, a pesar de lo idealista de su contenido, interesante.

    “Division de poderes, no me hagas reir, esto es un tema serio. Esa division de la que hablas es una ilusion en la que te han hecho creer, no existe.”

    Que no exista no quiere decir que no pueda existir. Como dice Fonseca, no decimos que la democracia sea mala porque en algunos momentos históricos hayan llegado tiranos al poder gracias al apoyo mayoritario de la población (Hitler, Milosevic, etc…). Proponemos que la democracia no sea ilimitada, que el 51% no pueda decidir sobre, por ejemplo, la vida del 49% restante. Hay una serie de derechos que actúan o deberían actuar como límite a la actuación de la mayoría.

    El poder es malo, corrompe, sí. Por ello, debemos abogar por la separación de poderes real. Que esta no exista ahora mismo, repito, no quiere decir que no haya existido ni que no pueda existir. Desafortunadamente, en España, gracias al sistema en general y, sobre todo, a la partitocracia, los poderes se encuentran poco separados. A causa de ello hay injerencias continuas de un poder en otro.

    Os propongo un caso a los anarcocapitalistas para que le busquéis solución. Imaginemos que estamos en la utopía “ancap”: no hay estado, hay propiedad privada, etc… Imaginemos comunidades autárquicas en las que se esclaviza desde su nacimiento y se abusa durante toda su vida de seres humanos. Por ejemplo, unos islamistas radicales o unos pedófilos. Si son autárquicas y, por lo tanto, no cabe boicot económico y están en su propiedad, ¿qué solución podría proveer el anarcocapitalismo a esto? Entiendo que entrar por la fuerza y eliminar estas comunidades iría contra la propiedad privada y, por ende, no sería algo lícito en la utopía “ancap”.

  18. Lince permalink
    junio 29, 2008 12:52 pm

    Pero liberal clasico, permiteme que entre;
    Esclavizar desde el nacimiento no es nada liberal.
    Los esclavizadores pierden todos sus derechos.
    Y las victimas pueden pedir ayuda externa, por lo tanto cualquier podria entrar y acabar con los esclavizadores.
    Es evidentemente facil.

  19. junio 29, 2008 5:21 pm

    No conocía a Bruno S. Frey pero suena muy interesante.

    ¡Coño, Lince! Mola verte por aquí…:P

    Fonseca

  20. cesar mercado permalink
    agosto 30, 2008 4:10 pm

    Mario me recuerda a mi mismo antes de profundizar sobre liberalismo anarcocapitalismo y democracia directa. En un principo crei fervorosamente el lavado de cerebro subliminal y no tanto de los colegios y universidades publicas manejadas solapadamente por los intereses espureos de intelectuales que viven parasitariamente del estado (es decir de nuestros impuestos). Afortunadamente y ya casi tarde en el camino de mi vida lei a Murray Frey, a Molinari a Bastiat , Hayek y comprendi que nos es mas facil y comodo aceptar la mentira del estado democratico distribucionista y benewfactor que solo nos lleva a la esclavitud y la miseria . Si les quedan dudas observen la ultimas “democracias ” en Argentina, como envilecieron la libertad y propsperidad natural a un pais tan rico.
    Excelente y esclarecedoras las referenciasque sobre el anarcocapitalismo (la inexorable realidad politica que nos deviene) que nos brinda en este foro Albert Esplugas

  21. cesar mercado permalink
    agosto 30, 2008 4:22 pm

    Perdon, entre mis referentes sobre liberalismo que mencione, olvide a un grande y carismatico profesor español Jesus Huerta de Soto. Imperdible su conferencia “La crisis del socialismo” que Uds puden bajar de Youtube. ¡ Libertad amigos!

  22. juan permalink
    septiembre 21, 2012 10:34 pm

    Alguno de los presentes tendra el Link de “Justicia sin Estado” de Benson??

Trackbacks

  1. Justicia, ira y autocomposición « LA LIBERTAD Y LA LEY

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: